CINCO CONSEJOS PARA MEJORAR TUS FINANZAS PERSONALES

Un artículo de TERESA NUÑEZ

Aunque ahorrar es difícil, podemos hacerlo siempre y cuando tengamos como hábito una correcta planificación financiera. Te aconsejamos seguir estas pautas que te pueden ayudar a mejorar tus finanzas.

1. Planifica con exactitud los gastos

Normalmente, una falta de cultura financiera nos lleva a no saber hacer una planificación financiera personal. No tenemos una idea clara de cuál es nuestro nivel de ingresos ni tampoco en qué gastamos el dinero. Debemos hacer un presupuesto para conocer bien los gastos necesarios y para saber cuánto dinero podemos gastar en gastos prescindibles. Saber cuánto dinero empleamos en cada uno de los capítulos de gasto, nos ayudará a recortar y ahorrar. Hay que tener en cuenta que ahora que podemos comprar por múltiples canales, es más fácil caer en las compras compulsivas. De lo contrario gastaremos más de lo que tenemos y no crearemos un fondo de emergencia para algún imprevisto que se conozca y que debe de ser el equivalente, al menos, a 3 meses de sueldo.

Y algo muy importante: mejora tus finanzas personales prestando atención a los créditos fáciles y rápidos, que tienen tipos de interés desorbitados.

2. Fíjate objetivos de ahorro concretos

Para ahorrar, es importante ponerse una meta y saber exactamente qué se quiere obtener. Pero sobre todo hay que concienciarse de que hay que renunciar a algo en el corto plazo para conseguir algo a largo plazo. En general creemos que el ahorro es lo que sobra una vez hechos todos los gastos. Pero es mejor fijarse un objetivo de ahorro porque ello ayudará a eliminar gastos superfluos. Solo conseguiremos ahorrar si lo hacemos sistemáticamente porque significará que hemos asumido que debemos de prescindir de algunas cosas.

3. No uses más del 30% de tus ingresos para pagar deudas

Uno de los capítulos del presupuesto que más repercute en la hucha es el pago de hipotecas y créditos al consumo. Usar más del 30% es un alto riesgo porque si se pierden ingresos y no hubiera ahorros, se llega al impago.

Cuando se contrata una hipoteca, por ejemplo, suele haber un dilema entre endeudarse por cuotas bajas o pagar rápidamente a través de cuotas elevadas. Hay que intentar un equilibrio entre las dos opciones y limitar el endeudamiento a lo estrictamente necesario. Aunque las entidades financieras suelen conceder créditos hasta un tercio de los ingresos (y en ocasiones más), se recomienda que ese porcentaje sea un 30% como máximo. Recalcamos de nuevo que es aconsejable constituir un colchón económico para poder afrontar pérdidas de ingresos para un periodo mínimo de entre seis meses y un año.

4. Conoce bien los productos antes de contratarlos

Es importante conocer los productos financieros que se contratan, cómo funcionan, cuáles son sus costes y los gastos que conlleva contratarlos, porque si no se contrata casi a ciegas y sin ajustarse a las circunstancias personales reales. Hay que prestar mucha atención a las condiciones y tener cuidado con las ventajas y descuentos que nos resaltan para llamar nuestra atención y minimizar las obligaciones que adquirimos.

También es importante fijarse en las comisiones que se pagan a los bancos y en base a qué servicios, porque se pueden llegar a negociar.

5. Compara para saber lo que pagas

Además de conocer, hay que comparar para elegir las mejores opciones. Hay que solicitar varias ofertas de varias entidades y enfrentarlas para saber cuáles son las más ventajosas y las más acordes a nuestras características económicas para evitar pagar más de la cuenta.

Cuando tengas que contratar algún gasto puedes ayudarte los comparadores “online”, que te ofrecen con un vistazo rápido toda la variedad que hay en el mercado, desde una hipoteca hasta un seguro de hogar. Aunque las cifras que muestran son orientativas y habrá que fijarse también en la “letra pequeña”, permiten hacer un rápido descarte.

Y lo más importante: dedica tiempo a leer sobre finanzas personales y dedica tiempo a administrar tus finanzas personales. Eso no sólo te dará las herramientas para planificar bien tu economía, también tendrás cada vez más confianza para administrar tu dinero.

Páginas relacionadas

  1. Optimiza tus ahorros: los principales pasos a seguir para planificar tus ahorros. Podrás dejar tus datos para que un experto contacte contigo.
  2. ¿Proteges lo que más te importa?: una primera aproximación a los seguros de vida.
  3. Cuestionario de Datos: deja tus datos para que un experto contacte contigo.

 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.